domingo, 15 de noviembre de 2009

siete momentos




Siete momentos y cuarenta y ocho



Siete momentos
y cuarenta y ocho movimientos
para entender el juego
de ir poco a poco
perdiendo el corazón.


Un blues extranjero
y un guaro añejo
para olerle el sexo
al tiempo y entender
que aun sigue activo
a pesar de tanta historia
y tanta falta de revolución.


Un recuerdo tuyo
y un atardecer en Ventisqueros
para acordarme
que de vivo a muerto
la vida es un momento,
una carrera sin sentido,
un barco sin un puerto.
Que la vida es un pan casero,
una dulzaina y un acordeón,
una guitarra guzmán seduciendo al viento,
un campesino solo por el callejón.



Javier arce

1 comentario:

Mr.Kuminev dijo...

Esta bueno este...desde una vuelta por "mi" mundo también jaja a ver que le parece


http://mundodesdelaesquina.blogspot.com/